• -22,62 €
  • SALDOS!!!

Máquina de tosquiar Tattini Daslo para acabamentos

HW215001
76,99 €
99,61 €
-22,62 €
Quantidade
76,99 €
99,61 €
Salvar 22,62 €
 TE LO ENVIAMOS EN 48 horas
* Álvarez se compromete al envío en un plazo de 48 horas a España Península en aquellas referencias que incluyan la frase "TE LO ENVIAMOS EN 48 horas". Si el pedido incluye una referencia no marcada con esta frase, no podremos garantizar este plazo de envío. Álvarez no se hace responsable de posibles retrasos en la entrega provocados por las agencias de transportes.

Pagamento em fracções

La Esquiladora Tattini Daslo para Acabados consta de cuchillas extraibles, con dos ajuste de corte a 1,6 y 2 mm.
Dispone de un sistema de reducción de ruido y vibraciones para que el caballo esté lo más tranquilo posible.
Accesorios de repuesto: cuchillas, cepillo, aceite.
Tiene Certificación CE / LVD / EMC.
Potencia: 220-240V/50Hz/35W.
Se suministra con caja de plástico.
Seja o primeiro a escrever uma opinião. Escrever opinião
Seja o primeiro a fazer uma pergunta. Fazer uma pergunta.
×
Dados enviados com sucesso
Ocorreu um erro. Por favor, tente novamente.
Produtos semelhantes a Máquina de tosquiar Tattini Daslo para acabamentos
Si va a esquilar tú mismo a tu caballo, te recomendamos que tengas en cuenta los siguientes puntos:
  • El día antes del esquilado, intenta que su animal realice bastante trabajo; pero no el mismo día del esquilado puesto que no podrá cortar una capa sudada.
  • Antes de esquilar, cepilla su cuerpo a fondo, ten en cuenta que si la capa está limpia será mucho más fácil de esquilar.
  • Prueba siempre la máquina antes de ponerte manos a la obra (debajo del cuello es una buena zona). La máquina funcionará correctamente siempre y cuando las cuchillas se deslicen por el pelo cortando con facilidad, sin necesidad alguna de hacer fuerza.
  • Si notas que la máquina no está cortando con suavidad, para de inmediato: las cuchillas que se enganchan pueden dañar al caballo.
  • Corta siempre a contrapelo.
  • Trabaja el cuerpo del animal desde delante hacia detrás. Procura ir tapando la zona esquilada con una manta (a ser posible de yute, ya que en las mantas de lana los pelos recién cortados pueden engancharse).
  • Corta a tiras, que irán de forma paralela.
  • Mantén las cuchillas siempre planas. Esto es muy importante, puesto que si inclinas las cuchillas demasiado hacia la piel del caballo puedes producirle un severo corte en la piel.
  • Si te encuentras en una capa gruesa, pasa dos o incluso tres veces sobre la misma, profundizando poco a poco.
  • Si notas que el caballo muestra signos de cansancio, déjalo descansar y aprovecha para hacerlo tu también.
  • Sobre todo en el momento de esquilar la parte interior de las piernas, pon cuidado en que el caballo no se mueva, ya que podrías producirle una lesión de importancia. En caso de que te des cuenta de que va a moverse, procura detenerlo sujetando la cola.
  • Ten en cuenta que las zonas más sensibles del animal son: la cabeza, el bajo vientre, y la parte interior de las extremidades. Es fundamental que procedas a su corte con las cuchillas de la máquina en frío.
  • Para las zonas difíciles de alcanzar (pelo de la garganta, entre los remos anteriores y entre las piernas), estira la piel sobre el hueso o la carne de debajo con la mano que le queda libre; esto te facilitará el acceso de la máquina.
  • Cuando finalices el proceso de esquilado, cepilla de nuevo al caballo y ponle una manta por encima.
  • Limpia la máquina a fondo y déjala siempre con las cuchillas sin montar.
Adicionar o produto ao carrinho