Arnés Life Link

N100425
39,39 €
Cantidad
39,39 €
Arnés de seguridad muy fácil de usar y extremadamente robusto. Con una resistente hebilla inoxidable y una anilla D de gran fiabilidad.
Homologado.
Sé el primero en hacer una consulta. Hacer consulta.
×
Los datos se han enviado correctamente
Ha ocurrido un error. Por favor, inténtelo de nuevo.
Productos similares a Arnés Life Link
El arnés es otro de los elementos básicos de seguridad que debemos tener abordo en perfectas condiciones.
A la hora de adquirir un arnés lo primero que debemos tener en cuenta es que no existe un modelo concreto que sea totalmente válido para todas las personas y situaciones. Muy por el contrario, en el mercado encontraremos gran cantidad de modelos, por lo que conviene saber cuáles son nuestras necesidades concretas para elegir el más adecuado.


UN ARNÉS PARA CADA MARINERO
El arnés es una elección muy personal. No sólo en cuanto a gustos, también deberemos asegurarnos de que las cinchas se ajustan a la perfección con nuestra talla. Por eso siempre es preciso que nos lo probemos.
Conviene realizar varias pruebas, comprobando si somos o no capaces de colocárnoslo con la mayor velocidad posible.
A menudo los arneses resultan realmente difíciles de colocar y de ajustar en aquellos momentos en los que realmente los necesitamos; por eso no te recomendamos que te compliques aún más la vida: opta por un modelo sencillo, de cinchas anchas y con diferentes colores que nos ayuden a conseguir una colocación rápida y fácil; pero que además nos ofrezcan un uso confortable.
A nadie le gusta “andar atado”, pero existen situaciones en la mar en que esto es imprescindible. Por eso es tan importante que elija un arnés que te permita la mayor libertad de movimiento pero que te ofrezca la mejor seguridad.

EL MANTENIMIENTO DEL ARNÉS
Como cualquier elemento de seguridad de abordo, el arnés deberá estar siempre en perfectas condiciones para el momento en que necesitemos echarle mano.
Muy por el contrario de lo que muchos piensan, si no realizamos un correcto cuidado del arnés, éste perderá sus prestaciones sin dar síntomas evidentes de ello, lo que sin duda resulta aún más peligroso.
Para un correcto mantenimiento de tu arnés ten en cuenta las siguientes reglas:
  • Acláralo bien en agua dulce después de cada uso.
  • Comprueba a menudo sus costuras.
  • No lo guardes nunca en un sitio húmedo.
  • Reemplaza el arnés siempre que encuentres cualquier señal de desgaste, aunque no sea del todo evidente. Puede darte rabia pensar que el uso ha sido mínimo, pero es preferible prescindir de él a arriesgarse utilizando uno que pueda romperse.
  • Si eres regatista o usuario asiduo del arnés, te recordamos que es recomendable cambiarlo una vez cada año.
Y por último un consejo que debes seguir al pie de la letra: Nunca utilices el arnés para un uso diferente al que le corresponde.

New Account Register

¿Ya tienes una cuenta?
Log in instead Or Reiniciar contraseña